El niño que ríe al ponerle una inyección

Cuando tenemos hijos o estamos en una clínica siempre escuchamos a los niños llorar cuando les llega el momento de las vacunas o de las inyecciones. Hasta una buena cantidad de adultos huyen de ellas, pero en esta ocasión hemos querido presentarte el vídeo del niño que ríe al ponerle una inyección.

Sí, así como lo ves. El pequeño protagonista de este vídeo, un niño de unos 3 o 4 años, al ponerle una inyección en lugar de echarse a llorar lo que hace es reírse. Cómo es esto posible, qué han hecho para yo poderlo hacer con mis pequeños. Si quieres saberlo no dejes de ver este vídeo que dura un poco menos de 2 minutos.

Claramente, el secreto para que el pequeño no llore y en cambio se eche a reír depende en gran medida de lo que hace la persona que lo está atendiendo y es que desde el comienzo podemos ver como el pequeño, que está sentado sobre las piernas de su padre, se ríe al escuchar y ver a esta persona.

El niño que ríe al ponerle una inyección
El niño que ríe al ponerle una inyección

Al tiempo, el padre también se ríe y es que la risa del pequeño resulta realmente contagiosa. Ahora, muchos podrían pensar que el doctor o persona que atiende al pequeño se pondrá serio al ponerle la inyección y que este al sentir la punzada inmediatamente gritará y llorará.
Pues esto suele suceder así con la mayoría de niños, pero en este caso no es así y es que este profesional de la salud ha creado un ambiente tan divertido que el niño no se percata de lo que va a suceder.

Todos están sonrientes y es tan divertido que el pequeño pese a que su padre le sujeta el brazo y pese a que esta persona se acerca y hace su trabajo no parece sentirlo sino que sigue atento al juego que se le está proponiendo.
Seguramente, más de un padre y una madre al ver este vídeo del niño que ríe al ponerle una inyección querrán encontrar a un profesional que trate así a sus chicos, de tal forma que su reacción fuera similar a la de estos pequeños. Lastimosamente, profesionales como este hay pocos así que son muchos niños los que tienen que llorar y retorcerse a la hora de enterarse que van a ponerles una inyección.

El problema, también es que ante estas situaciones son muchos los padres que también lloran desconsolados al ver como sus pequeños sufren por estos procedimientos que son tan sencillos y sobre todo tan necesarios para preservar su salud.
En todo caso, ver al niño que ríe al ponerle una inyección resulta muy divertido, así como también resulta gracioso ver al padre compartir esta experiencia con su pequeño.
No dejes de ver este vídeo y es que pese a que lo vemos más de una ocasión no vemos ni pizca de dolor ni miedo en el pequeño. Tratar de aprender el truco o la estrategia que usa el médico sin duda alguna podría resultar muy beneficioso par nuestros chicos.

Victor

Me llamo Víctor López y nací en Zaragoza el 16 de Diciembre de 1984.Esta web la monté exactamente el 23 de Mayo del 2005 con la idea de publicar mis experiencias personales, cosas curiosas que veía a mi alrededor (tanto en Internet como en mi vida) y el poder tener mi propio espacio web en la red. Si quieres puedes ver las estadísticas del año 2010.Ingeniero Superior en informática (terminé la carrera en 2006), desde pequeño ya estaba totalmente convencido a lo que me iba a dedicar en mi vida, la informática. Quizás porque mi padre tenía un Spectrum y me pegaba horas trasteándolo o quizás porque desde pequeño siempre me han gustado “los chismes”. El caso es que empezó a gustarme este mundo de la informática.Profesionalmente soy Analista-Programador Senior en PHP y me dedico al análisis, desarrollo y programación de páginas web y al desarrollo de aplicaciones (principalmente web en PHP, empecé a programar en el año 2002 en PHP), creación, alojamiento, optimización (diseño, SEO, publicidad), puesta en marcha de webs y potenciándolas.Actualmente soy Lead Integration Engineer en EnGrande.com – BudGetPlaces.com, además de formar parte de Homein.com (anteriormente he trabajado en Atrapalo.com, Camyna.com y Sync.es).Socio fundador de Coompy.es Alquilar habitación – Compartir piso.Partidario del software libre y usuario asiduo de Ubuntu y CentOS. Fui usuario de Mac pero ahora ya he vuelto al buen camino con Linux (Ubuntu distro).Sobre mi filosofía de vida, te invito a que leas este artículo: “Tu eres el resultado de ti mismo“. Si lo lees, entenderás mi punto de vista de la vida.Intento estar lo más lejos posible de la monotonía y considero mi trabajo como un hobby, me gusta aprender cosas nuevas cada día y afrontar nuevas metas y proyectos.En mi tiempo libre me gusta practicar cualquier deporte (el fútbol especialmente), me gusta competir (sea el ámbito que sea), los coches, las buenas películas/series y viajar.Personalmente considero que lo primero en esta vida es la salud y las personas, dejando atrás otras cosas, como puede ser el dinero, la fama y todas esas chorradas, que cuanto más las tienen las personas, más las quieren y menos les importan los demás. Y creo que el respeto y educación es fundamental.Pues eso es todo, un breve resumen de mi persona.Si te quieres anunciar en mi blog, contactar conmigo ya sea para la contratación de mis servicios, ofertas, agradecimientos, quejas, insultos, amenazas y/o similares, puedes mandarme un correo cuando quieras.Mi correo personal de contacto es: http://helektron.com/contacto-personal/Puedes seguir este blog por Google Plus, Facebook, Twitter, RSS y por mail.

Un comentario en “El niño que ríe al ponerle una inyección

  • el 23-marzo-2017 a las 9:42 pm
    Permalink

    QUE INOCENCIA ,YA DECIA UN PENSADOR LOS NIÑOS DE 2 AÑOS «NO SON PERSONAS»PERO CON EL BUEN USO DE LA PALABRA . DE SEGURO ENTENDIO QUE CUAQUIER MAL ACTO HACIA ESTOS PEQUEÑOS POR SER DE TAN CORTA EDAD NO PODRIAN EXPRESARLO PERO A LA MISMA VEZ ENTENDIO QUE SON ANGELES PROTEGIDOS POR LA DIVINIDAD QUE AUNQUE ELLOS NO RECUERDEN EN EL TIEMPO POR TAN CORTA EDAD, EL CEREBRO NO SUFRIRA MUCHO(MEJOR PARA ELLOS) . PERO EL DIOS ETERNO SE ENCARGARA DE VENGAR A SUS ANGELES NO HAY PERDON CELESTIAL PARA LOS MALTRATADORES.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *